Benjamín Franklin

Nunca ha habido una buena guerra ni una mala paz”